Halicarnaso

Definición

Joshua J. Mark
por , traducido por Rosa Baranda
Publicado el 29 junio 2023
Disponible en otros idiomas: inglés, francés, malayo, persa, turco
X
Lion from the Mausoleum at Halicarnassus (by Bigdaddy1204, Public Domain)
León del Mausoleo de Halicarnaso
Bigdaddy1204 (Public Domain)

Halicarnaso (la actual Bodrum, en Turquía) era una antigua ciudad griega jónica en la región de Caria, en la costa de Anatolia. Es conocida por ser el lugar de nacimiento de Heródoto (en torno a 484-425/413 a.C.), el "Padre de la Historia" además del emplazamiento del Mausoleo de Halicarnaso, una de las siete maravillas del mundo antiguo.

Según la tradición, fue fundada por los griegos dorios del Peloponeso, que originalmente se habían establecido en la isla de Zefiria, cerca de la costa. Con el tiempo, Zefiria acabó uniéndose al continente a causa de la acumulación de limo y la gente extendió el asentamiento por toda el área que los carios conocían como Alos Karnos, que se helenizó como Halicarnaso (o Halicarnasos). Originalmente, esta región había sido el hogar de la civilización micénica, tal y como demuestra el descubrimiento de sus distintivas tumbas, que preceden a los dorios.

Eliminar publicidad
Publicidad

La ciudad floreció bajo las dinastías ligdámida (en torno a 520-450 a.C.) y hecatómnida (en torno a 395-326 a.C.) como una satrapía del Imperio aqueménida persa, y ambas dinastías jugaron un papel importante en la historia de la ciudad. Bajo el gobierno del último de los ligdámidas, en 454 a.C., Heródoto se vio obligado a abandonar su ciudad natal y partir en los viajes que acabarían dando forma a sus Historias. Artemisia II de Caria, durante la dinastía hecatómnida, construiría el gran Mausoleo para su hermano y marido, Mausolo.

La ciudad cayó a manos de Alejandro Magno en el año 334 a.C. tras el asedio de Halicarnaso. Alejandro procedió a devolvérsela a la última reina hecatómnida, Ada, que se la dejó a él en su testamento. Tras la muerte de Alejandro, Halicarnaso fue pasando por las manos de unos y otros de sus generales hasta que acabó bajo la hegemonía de la dinastía ptolemaica de Egipto, que la controló hasta la muerte de Cleopatra VII en 30 a.C., cuando pasó a manos de Roma.

Eliminar publicidad
Publicidad
ANTAS, UNO DE LOS HIJOS DEL DIOS DEL MAR, POSEIDÓN, SE CONVIRTIÓ EN EL FUNDADOR DE LA CIUDAD AL IGUAL QUE POSEIDÓN Y ATENEA SE CONVIRTIERON EN SUS PATRONES.

En la época romana, Halicarnaso siguió siendo un importante centro de comercio y, a principios de la era cristiana, se convirtió en uno de los obispados más importantes. En 1404, los caballeros cristianos de San Juan establecieron el castillo de San Pedro en la zona que antes había sido Zefiria usando materiales que tomaron de las ruinas del Mausoleo. Este lugar se excavó de manera profesional por primera vez entre 1856-1857 d.C. y otra vez en 1865, aunque los trabajos han seguido hasta la actualidad. Las ruinas de la antigua ciudad, así como el castillo medieval, suelen constar siempre entre las atracciones turísticas más populares de la región.

Map of Archaic Greece
Mapa de la Grecia arcaica
Megistias (CC BY-SA)

Historia temprana

La civilización micénica (en torno a 1700-1100 a.C.) ya se había establecido en la región que después se convertiría en Halicarnaso para finales del siglo XV a.C. En las ruinas de la antigua ciudad se han encontrado más de 40 tumbas tolos, en forma de colmena, tan características de los micénicos. No es sorprendente, ya que los centros de comercio micénicos se habían establecido por todo el antiguo Mediterráneo desde el Peloponeso hasta Atenas, el Levante, Anatolia, Chipre y otros lugares.

Eliminar publicidad
Publicidad

La cultura y sociedad micénicas estaban influidas por la civilización minoica anterior (2000-1450 a.C.), incluido el comercio marítimo minoico. Como sucesores de los minoicos, los micénicos siguieron las rutas comerciales establecidas y crearon otras nuevas, incluido el futuro enclave de Halicarnaso. Las embarcaciones marítimas, tales como el pecio de Uluburun (un barco mercante del siglo XIV a.C. encontrado frente a las costas de Turquía en 1982), habrían atracado en el puerto de Anatolia para comerciar con sus mercancías antes de continuar viaje hasta el siguiente mercado.

En algún momento del periodo arcaico temprano (siglo VIII - en torno a 480 a.C.), los dóricos de las ciudades de Argos y Trecén en el Peloponeso se establecieron en Zefiria y luego se extendieron al continente, antes o después de que la isla se uniera a la costa. Según la leyenda, Antas fue quien los guio hasta el lugar, un hijo del dios marino Poseidón. Antas se convertiría así en el fundador de la ciudad al igual que Poseidón y Atenea se convirtieron en sus patrones.

Herodotus of Halicarnassos
Heródoto de Halicarnaso
monsieurdl (Public Domain)

Algún tiempo después de su fundación (aunque no se sabe la fecha exacta) Halicarnaso se convirtió en parte de la Hexápolis dórica, una federación de seis ciudades dóricas que incluía:

Eliminar publicidad
Publicidad
  • Cámiros (en Rodas)
  • Cnido (en Caria)
  • Cos (en la isla de Cos)
  • Halicarnaso (en Caria)
  • Ialisos (en Rodas)
  • Lindos (en Rodas)

Estas seis ciudades se aliaron para la defensa mutua y el comercio y celebraban su vínculo mediante el festival celebrado en la península de Triopio (así llamada por Tríopas, el fundador mítico de Cnido e hijo de Poseidón) en honor al Apolo Triopio cuyo santuario se encontraba allí. En el festival se celebraban juegos con reglas estrictas para los ganadores del trípode de bronce. Estas reglas siempre se respetaron hasta que un participante de Halicarnaso decidió ignorarlas. Heródoto relata la historia de cómo la Hexápolis dórica se convirtió en la Pentápolis dórica:

Los dóricos de la región ahora conocida como las Cinco Ciudades (aunque antes solían ser Seis Ciudades) ...se aseguran de que ninguno de sus vecinos dóricos sea admitido al santuario Triopio. De hecho, incluso excluyeron de usarlo a aquellos de entre su propia gente que hubiera abusado de las costumbres del santuario con anterioridad. Hace mucho que la norma era que los ganadores de los juegos sagrados de Apolo Triopio recibían trípodes de bronce, y que estos ganadores no tenían permitido sacarlos del santuario, sino que tenían que dedicárselos al dios allí mismo. Sin embargo, una vez ocurrió que un hombre de Halicarnaso, de nombre Agasicles, ignoró la norma tras lograr la victoria y se llevó el trípode de vuelta a su casa, donde lo clavó en el suelo. Por esta ofensa, las cinco ciudades (Lindos, Ialisos, Cámiros, Cos y Cnido) excluyeron a la sexta ciudad, Halicarnaso, de usar el santuario. Y esa fue la pena impuesta por las cinco ciudades sobre Halicarnaso. (Libro I.144/Waterfield, 65)

No se sabe cómo afectó esta decisión en general a Halicarnaso, pero lo más probable es que su exclusión de la Hexápolis dórica alentara su lealtad posterior al Imperio aqueménida persa, a diferencia de otros asentamientos jónicos y dóricos griegos en Anatolia.

Theatre of Ancient Halicarnassus
Teatro de la Antigua Halicarnaso
Carole Raddato (CC BY-NC-SA)

La dinastía ligdámida

Ciro II (también conocido como Ciro el Grande, que reinó de en torno a 550 a 530 a.C.) tomó Caria como parte del Imperio aqueménida en 545 a.C. después de conquistar el reino de Lidia en Asia Menor en 546 a.C. tras la batalla de Timbrea. Siguiendo la política persa, se instaló un sátrapa (un gobernador) para controlar la región y, en torno a 520 a.C. el sátrapa que gobernaba Halicarnaso era Ligdamis I (que reinó de en torno a 520 hasta 484 a.C.), el fundador de la dinastía ligdámida. No se sabe mucho acerca de su reinado excepto que era de ascendencia griega caria y que casi siempre se lo menciona únicamente como padre de Artemisia I de Caria, su sucesora.

Eliminar publicidad
Publicidad
LOS HECATÓMNIDAS SE CASABAN CON SUS HERMANOS PARA GARANTIZAR QUE NO HUBIERA NADIE QUE CUESTIONARA EL CONTROL DEL TRONO DE LA FAMILIA.

Artemisia I (480 a.C.) se hizo famosa por el relato de Heródoto de su liderazgo de las fuerzas persas durante su invasión de Grecia en el 480 a.C. bajo Jerjes I (que reinó de 486-465 a.C.). Según Heródoto, se distinguió al aconsejarle a Jerjes I que evitara enfrentarse a los griegos en una batalla naval y después, cuando Jerjes ignoró su consejo y la batalla de Salamina estaba yendo mal para los persas, se destacó como una de las comandantes más capaces (a pesar de que, según Heródoto, en realidad fue por hundir un barco aliado de los persas del que no sobrevivió nadie, por lo que se asumió que eran griegos). Se dice que acompañó a los hijos de Jerjes I a Éfeso tras su derrota y después desaparece del registro histórico.

A Artemisia le sucedió su hijo Pisindelis (que reinó en torno a 460-454 a.C.), del que no se sabe mucho aparte de que parece que Halicarnaso prosperó bajo su mandato, y después Ligdamis II subió al trono (que reinó de 454-450 a.C.). La autoridad de Ligdamis II fue cuestionada por una coalición de ciudadanos que intentaron derrocarlo, incluido el poeta Panyassis de Halicarnaso (que murió en 454 a.C.), que era pariente (puede que un tío) de Heródoto. El golpe falló y Panyassis fue ejecutado. Se cree que este acontecimiento cambió la opinión popular sobre la familia, y el resultado fue que Heródoto decidió marcharse de la ciudad y comenzar sus viajes en 454 a.C. Documentó estos viajes y sus observaciones en los nueve libros de sus Historias, publicados entre alrededor de 430-415 a.C., que establecieron el género literario de la historia.

Cuando Ligdamis II murió en 450 a.C., Halicarnaso se unió a la Liga de Delos, una federación de ciudades-estado griegas bajo el liderazgo de Atenas, basada en la isla de Delos y fundada para proteger Grecia de otra invasión persa. Tras la segunda guerra del Peloponeso (431-404 a.C.), la Liga de Delos fue disuelta por los espartanos, victoriosos. En 395 a.C., Halicarnaso regresó bajo el control del Imperio aqueménida con el sátrapa Hecatomno (que gobernó en torno a 395-377 a.C.), fundador de la dinastía hecatómnida.

¿Te gusta la historia?

¡Suscríbete a nuestro boletín electrónico semanal gratuito!

La dinastía hecatómnida

Tras Hecatomno gobernó Mausolo (que reinó en torno a 377-353 a.C.) y su hermana y esposa Artemisia II (que le sucedió como gobernante única de 353-351 a.C.). Los hecatómnidas se casaban entre hermanos para asegurarse de que nadie cuestionara el control del trono de la familia, pero se cree que estas uniones eran simbólicas y puede que tuvieran la intención de transmitir una imagen de equilibrio y estabilidad (aunque esto es especulación).

Mausolo fue sátrapa de Halicarnaso durante la gran revuelta de los sátrapas del 372-362 a. C. cuando algunos de los sátrapas, disgustados con las políticas del gobernante persa Artajerjes II Memnon (404-358 a. C.), se sublevaron contra él con el apoyo de Egipto. Mausolo, obviamente un diplomático experto, permaneció leal a Artajerjes II pero se congració con ambas partes por interés propio. Cada satrapía estaba obligada a pagarle impuestos al rey y, en algún momento, Mausolo les dijo a los sátrapas rebeldes que no podía pagar pero que Artajerjes II había sido indulgente cuando le prometió que le pagaría más de lo que le debía más adelante. Les animó a hacer lo mismo ya que, a pesar de estar en medio de una rebelión, no querrían arriesgarse a sufrir la ira del rey. Los sátrapas hicieron lo que les sugirió y, llegado el momento de pagar, la cantidad extra cubrió lo que debía Mausolo, que no pagó nada.

Aunque oficialmente era un sátrapa de Persia, las políticas de Mausolo seguían siempre el mismo paradigma de enriquecerse él mismo y su reino a expensas de los demás. Otro ejemplo de ello de la época de la Gran Revuelta sátrapa fue cuando les dijo a los ciudadanos de Halicarnaso que sabía de buena tinta que Artajerjes II iba en su dirección y que necesitaba fondos de emergencia para construir un muro defensivo. Una vez recibidos los fondos, los depositó en su cuenta privada y le dijo a la gente que los dioses le habían informado que no era el momento propicio para construir un muro y que, presumiblemente, Artajerjes II había cambiado de dirección.

Colossal Statues of Mausolus and Artemisia II
Estatuas colosales de Mausolo y Artemisia II
Carole Raddato (CC BY-SA)

Sin embargo se aseguró de que la ciudad estuviera bien cuidada y encargó construir nuevos caminos, muelles, edificios y jardines públicos, templos, un canal y por último hasta el muro. Parece que fue un gobernante popular y, después de su muerte por causas naturales, su esposa encargó construirle una gran tumba. El nombre de Mausolo es el origen del término "mausoleo" por su famosa tumba, el Mausoleo de Halicarnaso, una de las siete maravillas del mundo antiguo.

El escritor romano Plinio el Viejo (siglo I a.C.) describe el mausoleo como una gran estructura de 45 metros (140 pies) de alto con una circunferencia de 140 metros (440 pies), rodeada de 36 columnas y que terminaba en una pirámide rematada por una estatua de Mausolo como Hércules conduciendo un carro de cuatro caballos (Historia natural, 36.4). Aunque Artemisia II encargó la obra, esta fue diseñada, al menos lo básico, por Mausolo, y su construcción fue supervisada por el arquitecto Piteo de Priene (siglo IV a.C.), también conocido por su trabajo en el Templo de Atenea Polías en Priene.

Artemisia II, un título que no recibió más que en la edad moderna para diferenciarla de Artemisia I de Caria, gobernó por derecho propio durante dos años tras la muerte de Mausolo hasta que, según Estrabón, "se murió de la pena de perder a su marido" (Geografía, Libro 14, 17). Los trabajos continuaron en el mausoleo tras su muerte por respeto a ella y a su marido y se completó en torno a 350 a.C. Después de Artemisia II, su hermano Hidrieo subió al trono (que reinó de 351-344 a.C.) junto a su hermana y esposa Ada.

Después de la muerte de Idrieus en 344 a.C., Ada gobernó sola hasta 340 a.C. cuando fue depuesta por su hermano menor Pixódaro (que reinó de 340-335 a.C.), que no siguió la tradición familiar y se casó con una noble llamada Aphneis. Fruto de este matrimonio nació una hija, Ada (llamada Ada II para distinguirla de su tía), que se casó con un noble persa llamado Orontobates, que sucedería a Pixódaro cuando este murió en 335 a.C. Orontobates gobernaba en Halicarnaso cuando Alejandro Magno y su ejército aparecieron a las puertas de la ciudad.

Mausoleum at Halicarnassus (Artist's Impression)
Mausoleo de Halicarnaso (Impresión del artista)
Mohawk Games (Copyright)

El asedio de Halicarnaso

Cuando Pixódaro se hizo con el trono, Ada huyó, o fue exiliada, a la ciudad interior de Alinda con su gran fortaleza. Alejandro llegó a Alinda en 334 y tuvo un caluroso recibimiento de Ada. Estrabón ofrece una descripción de lo que ocurrió a continuación:

Ada, la hija de Hecatomno, a quien Pixódaro había exiliado, le suplicó a Alejandro y lo persuadió para que le devolviera el reino que le habían arrebatado, y le prometió que le ayudaría contra las áreas que se habían sublevado, ya que los dirigentes eran sus familiares. También le entregó Alinda, donde vivía. Alejandro aceptó y la proclamó reina. Cuando la ciudad [Halicarnaso], excepto por las alturas, había sido tomada, le entregó el asedio. Las alturas fueron tomadas algo más tarde, cuando el asedio ya se había convertido en un asunto de ira y odio. (Geografía, Libro 14;17)

Orontobates y el general Memnón de Rodas (en torno a 380-333 a.C.) había sellado las puertas de las murallas de Halicarnaso contra Alejandro. Con ayuda de Ada, Alejandro envió emisarios a la ciudad para contactar con las facciones de dentro que se oponían al reinado de Orontobates y que esperaba que abrieran las puertas. El plan quedó desbaratado por Memnón de Rodas, un griego que luchaba de parte de los persas, cuando desplegó la infantería, respaldado por las catapultas de los muros, contra los ejércitos de Alejandro.

La infantería de Alejandro fue repelida, pero volvió a organizarse, cargó contra la ciudad y traspasó los muros. Al darse cuenta de que no había nada que hacer, Orontobates y Memnón huyeron con su séquito y lo que pudieron llevarse a Cos tras incendiar la ciudad. El fuego se extendió rápidamente y la mayor parte de Halicarnaso quedó destruida antes de que se pudiera apagar. Alejandro le entregó la ciudad en ruinas a Ada, que a su vez lo adoptó formalmente como su hijo y le dejó su reino en herencia. El asedio y el incendio pusieron fin a la época dorada de Halicarnaso que, aunque fue restaurada posteriormente, no parece que volviera a alcanzar las cotas que había conocido durante el reinado de Mausolo y Artemisia II.

Atalanta
Atalanta
Carole Raddato (CC BY-NC-SA)

Conclusión

Tras la muerte de Alejandro en 323 a.C., sus generales se pelearon por el control de su imperio en un conflicto conocido como las guerras de los Diádocos. Halicarnaso cayó en manos del general Antígono I (en 311 a.C.), después de Lisímaco (después de 301 a.C.) y después de los ptolomeos de Egipto hasta el 30 a.C. cuando, tras la muerte de la última monarca ptolemaica, Cleopatra VII, pasó al gobierno romano. Una serie de terremotos destruyeron gran parte de la ciudad así como el gran mausoleo mientras que los ataques de los piratas del Mediterráneo causaban estragos en la zona.

Para la época cristiana, cuando Halicarnaso era un obispado importante, ya no quedaba mucho de la ciudad de Mausolo. En 1404, los caballeros cristianos de San Juan usaron las ruinas del mausoleo para construir su castillo en Bodrum, que todavía existe y donde todavía se pueden ver las piedras que una vez fueron parte de una de las maravillas de la Antigüedad. Como ya se ha dicho, las ruinas de la ciudad se excavaron extensamente en el siglo XIX, y los trabajos continúan hasta la actualidad. Gran parte de la muralla, el gimnasio, una columnata posterior, la plataforma de un templo, tumbas excavadas en la roca y el emplazamiento del mausoleo (plagado de las piedras que no usaron los caballeros) todavía se pueden visitar hoy en día y cada año miles de turistas lo visitan desde todas partes del mundo.

Eliminar publicidad
Publicidad

Preguntas y respuestas

¿Dónde estaba la Antigua Halicarnaso?

La Antigua Halicarnaso es la actual Bodrum, en Turquía.

¿Quién fundó Halicarnaso?

La región que se acabaría conociendo como Halicarnaso fue habitada en un primer momento por la civilización micénica. Después, se asentarían los griegos dóricos durante el periodo arcaico (siglo VIII a alrededor de 480 a.C.).

¿Por qué es célebre Halicarnaso?

La Antigua Halicarnaso es conocida por ser el lugar de nacimiento de Heródoto, el "Padre de la historia", así como el emplazamiento del Mausoleo de Halicarnaso, una de las siete maravillas del mundo antiguo.

¿Qué le ocurrió a Halicarnaso?

Halicarnaso fue conquistada por Alejandro Magno en 334 a.C. después de que los defensores de la ciudad la quemaran. Aunque fue restaurada y siguió siendo un centro importante de comercio y, más adelante, un obispado significativo del cristianismo, nunca se llegó a recuperar del asedio de 334 a.C.

Sobre el traductor

Rosa Baranda
Traductora de inglés y francés a español. Muy interesada en la historia, especialmente en la antigua Grecia y Egipto. Actualmente trabaja escribiendo subtítulos para clases en línea y traduciendo textos de historia y filosofía, entre otras cosas.

Sobre el autor

Joshua J. Mark
Joshua J. Mark es el cofundador de World History Encyclopedia y es su director de contenido. Vivió en Grecia y Alemania y ha viajado por muchos lugares. Ha sido profesor universitario de historia, escritura, literatura y filosofía en el Marist College de Nueva York

Cita este trabajo

Estilo APA

Mark, J. J. (2023, junio 29). Halicarnaso [Halicarnassus]. (R. Baranda, Traductor). World History Encyclopedia. Recuperado de https://www.worldhistory.org/trans/es/1-348/halicarnaso/

Estilo Chicago

Mark, Joshua J.. "Halicarnaso." Traducido por Rosa Baranda. World History Encyclopedia. Última modificación junio 29, 2023. https://www.worldhistory.org/trans/es/1-348/halicarnaso/.

Estilo MLA

Mark, Joshua J.. "Halicarnaso." Traducido por Rosa Baranda. World History Encyclopedia. World History Encyclopedia, 29 jun 2023. Web. 24 may 2024.

Afiliación