Eros

Definición

Mark Cartwright
por , traducido por Gilda Macedo
Publicado el 18 abril 2019
X
translations icon
Disponible en otros idiomas: inglés, francés
Red-Figure Cup with Eros Figure (by Ruedi Habegger, Copyright)
Copa de figuras rojas con la figura de Eros
Ruedi Habegger (Copyright)

Eros era el dios griego del amor, o más precisamente, del deseo pasional y físico. Sin previo aviso, elige a sus objetivos y golpea con fuerza sus corazones, provocando confusión y sentimientos irreprimibles o, en palabras de Hesíodo, "afloja los miembros y debilita la mente" (Teogonía, 120). En el arte griego, Eros suele representarse como un joven despreocupado y bello, coronado de flores, especialmente de rosas, que se asociaban estrechamente con el dios. Eros y Psique son una pareja frecuente en la escultura de la Grecia y Roma antiguas.

Relaciones familiares y asociaciones

Según Hesíodo en su Teogonía, Eros era uno de los dioses primigenios responsables de la Creación, junto con Caos y Gea (Tierra). Aquí quizás representaba un amor universal. En otras tradiciones, como las cosmogonías órficas, Eros nace hermafrodita de un huevo que puso el Titán Cronos (que representa el Tiempo) en el vientre de Caos. El dramaturgo cómico griego Aristófanes (c. 460 - c. 380 a. C.) utiliza la misma idea, pero hace que Eros nazca de un huevo de plata que pusieron Nyx (la noche) y Aither (el viento). Otras alternativas para la madre de este deseable hijo del amor son Eilithyia (protectora del parto), Penia (la pobreza) e Iris (la diosa mensajera y viento del oeste).

Eliminar publicidad

Advertisement

A veces Eros es juguetón e inofensivamente travieso, pero otras veces es cruel con sus ataques Sorpresivos.

Sin embargo, más frecuentemente que todas estas versiones, Eros era considerado el alado acólito o asistente de Afrodita, diosa del amor, la belleza y el deseo. A veces también se le consideraba hijo de Afrodita, con Ares, el dios de la guerra, como padre, y Deimos (miedo), Fobos (pánico) y Harmonia (armonía) como sus hermanos. En algunas tradiciones, Eros también tenía un hermano menor, Anteros, que era una figura mucho más oscura y un vengador del amor no correspondido.

En los mitos griegos, Eros se asociaba sobre todo con la fertilidad, el deseo y el amor sexual, y como esas pasiones podían resultar muy difíciles de controlar, el dios era considerado una especie de astuto embaucador. A veces, el dios es juguetón e inofensivamente travieso, pero otras veces es cruel con sus ataques sorpresivos que sólo traen consigo pasión temeraria y confusión, el dios juega con su víctima como con una hoja indefensa atrapada por el viento. La falta de disciplina y la poca fiabilidad general de Eros pueden explicar por qué nunca se le consideró uno de los doce dioses olímpicos. Por último, Eros era considerado el protector particular del amor homosexual.

Eliminar publicidad

Advertisement

Eros
Eros
Egisto Sani (used with permission) (Copyright)

El golpeador de corazones

Se pensaba que las flechas de Eros, a menudo dirigidas al azar, hacían que la gente, los héroes y los dioses se enamoraran - nadie era inmune. Uno de los episodios más famosos de este truco fue cuando Apolo ridiculizó las habilidades de Eros como arquero y éste disparó una de sus flechas al gran dios, haciendo que se enamorara de la ninfa Dafne. Otro caso en el que Eros utilizó sus flechas portadoras de amor fue cuando hizo que Medea se enamorara del gran héroe Jasón, el que se apoderó del Vellocino de Oro. El propio Eros no era inmune a los poderes del amor, y es famoso por haberse enamorado y casado con Psique en contra de los deseos de su madre Afrodita.

Platón: "Por eso digo que el amor es el más antiguo de los dioses, el más honrado y el más poderoso".

En la religión griega, Eros era objeto de culto en Tespias (con su fiesta deportiva y artística, la Erotidia) y en Atenas, Megara, Filadelfia, Leuctra, Velia y Parium. Además, estaba estrechamente relacionado con muchos de los cultos a Afrodita en todo el mundo griego. Tanto en la Academia de Atenas como en el gimnasio de Elis se colocaron altares a Eros, lo que indica que, en el mundo griego, el amor a la belleza masculina se tenía en tan alta estima como la femenina. Como el dios se asociaba al amor varonil por el valor y el esfuerzo, guerreros como la famosa Banda Sagrada de Tebas, la unidad de combate de élite compuesta por parejas homosexuales, tenían al dios en especial estima y hacían ofrendas a Eros antes de la batalla.

¿Te gusta la historia?

¡Suscríbete a nuestro boletín electrónico semanal gratuito!

Eros en la filosofía griega

Eros y su omnipotencia fue uno de los temas favoritos de filósofos como los epicúreos, Parménides, y de Platón, que lo trata extensamente tanto en su Banquete como en el Fedro. Platón, o quizás más exactamente los personajes de sus conversaciones socráticas, a menudo defienden el poder del Amor, como aquí:

Por eso digo que el Amor es el más antiguo de los dioses, el más honrado y el más poderoso para ayudar a los hombres a conseguir la virtud y la felicidad. (El Banquete, 180b)

De nuevo, en otra obra, el filósofo destaca la relación entre el Amor y el Bien:

Eliminar publicidad

Advertisement

Y si, como antes, investigas el asunto apoyándote en el la antigua lengua ática, obtendrás una mejor comprensión, ya que te mostrará que el nombre de 'héroe' (hērōs) está sólo ligeramente alterado de la palabra 'amor' (erōs) -la misma cosa de la que surgieron los héroes.

(Crátilo, 398d)

Mientras que en este pasaje Platón describe las causas y los efectos del amor en una persona alcanzada por las flechas de Eros:

Piensa en cómo una brisa o un eco rebota desde un objeto sólido y liso hasta su fuente; así es como la corriente de la belleza vuelve al hermoso muchacho y lo hace vibrar. Entra a través de sus ojos, que son su ruta natural hacia el alma; allí riega los pasajes para las alas, hace crecer las alas y llena de amor el alma de la persona amada a cambio. El niño está enamorado, pero no tiene idea de que es lo que ama. No entiende, ni puede explicar, lo que le ha sucedido. Es como si hubiera contraído una enfermedad ocular de otra persona, pero no pudiera identificar la causa; no se da cuenta de que se está viendo a sí mismo en el amante como en un espejo. Por eso, cuando el amante está cerca, el dolor del muchacho se alivia igual que el del amante, y cuando están separados, él anhela tanto como es anhelado, porque tiene en él una imagen especular del amor (amor correspondido), aunque no habla ni piensa en él como amor, sino como amistad. Aun así, su deseo es casi el mismo que el del amante, aunque más débil: quiere verle, tocarle, besarle y acostarse con él; y por supuesto, como es de esperar, actúa según estos deseos poco después de que se produzcan.

(Fedro, 255c-e)

Por último, Platón cita también un antiguo dicho de los autores homéricos sobre el aspecto más físico de Eros:

Sí, los mortales le llaman "Amor", poderoso y alado;

Pero debido a su necesidad de sacar las alas,

los dioses le llaman 'Empuje'.

(Fedro, 252b)

Eros Stringing His Bow
Eros encordando su arco
Carole Raddato (CC BY-SA)

Representación en el arte

En el arte griego antiguo del siglo VI a. C., se suele representar a Eros como un adolescente con alas y a menudo lleva una corona de victoria. También puede llevar una lira, una liebre o un látigo, este último cuando persigue a un joven. Sorprendentemente, sólo se le representa portando un arco con cierta frecuencia a partir del siglo IV a. C., aunque la primera referencia literaria es muy anterior y se encuentra en la tragedia Ifigenia en Áulide, de Eurípides (c. 406 a. C.). En la cerámica griega, Eros suele aparecer en bodas y otras escenas románticas, a menudo sobrevolando a los protagonistas, como París y Helena de Troya. El pícaro dios también puede aparecer en escenas atléticas y militares, y es habitual que aparezca en las escenas del nacimiento de Afrodita y de la creación de Pandora, la primera mujer de la mitología griega.

Eliminar publicidad

Advertisement

Las figuras de Eros también pueden aparecer de a dos o de a tres, en cuyo caso se denominan Erotes, símbolo de las diferentes formas que puede adoptar el amor. Cuando están en grupo, suelen recibir los nombres individuales de Eros, Himeros (deseo) y Pothos (anhelo). Pausanias, el viajero griego del siglo II a. C., describe un templo de Afrodita en Megara, en el Ática occidental, con una estatua de marfil de la diosa del amor, la más antigua del templo, y el trío de Eros, Himeros y Pothos, realizado por el famoso escultor del siglo IV a. C., Scopas de Paros. En otros lugares, Eros apareció en la base del trono de la estatua de Zeus en Olimpia, que fue una de las siete maravillas del mundo antiguo, y también está presente en el friso oriental del Partenón, representado como un niño junto a Afrodita. En obras del lado opuesto de la escala, Eros era el tema favorito de los joyeros y talladores de gemas griegos. En el arte helenístico, Eros y Psique forman a menudo una pareja, y el medio preferido son las figuras de terracota. Sólo en el arte romano posterior, Eros, bajo su nuevo nombre de Cupido, se representa comúnmente de forma poco halagadora como un bebé regordete y travieso.

Eliminar publicidad

Publicidad

Sobre el traductor

Gilda Macedo
Escritora y traductora independiente. Respeto el conocimiento y las formas que cada región y país tiene para narrar su historia. La historia tiene la característica de ser una disciplina que conecta todas las áreas del conocimiento de forma interrelacionada.

Sobre el autor

Mark Cartwright
Mark es un autor, investigador, historiador y editor a tiempo completo. Se interesa especialmente en arte, arquitectura, así como en descubrir las ideas compartidas por todas las civilizaciones. Tiene una maestría en filosofía política y es director de publicaciones en World History Encyclopedia.

Cita este trabajo

Estilo APA

Cartwright, M. (2019, abril 18). Eros [Eros]. (G. Macedo, Traductor). World History Encyclopedia. Recuperado de https://www.worldhistory.org/trans/es/1-10328/eros/

Estilo Chicago

Cartwright, Mark. "Eros." Traducido por Gilda Macedo. World History Encyclopedia. Última modificación abril 18, 2019. https://www.worldhistory.org/trans/es/1-10328/eros/.

Estilo MLA

Cartwright, Mark. "Eros." Traducido por Gilda Macedo. World History Encyclopedia. World History Encyclopedia, 18 abr 2019. Web. 26 nov 2022.

Afiliación