Vikingos

Definición

Joshua J. Mark
por , traducido por Agustina Cardozo
Publicado el 29 enero 2018
X
translations icon
Disponible en otros idiomas: inglés, italiano, ucraniano, francés
Carved Viking Head (by Astrid Westvang, CC BY-NC-ND)
Cabeza de vikingo tallada
Astrid Westvang (CC BY-NC-ND)

Originalmente, los vikingos eran diversos marinos escandinavos procedentes de Noruega, Suecia y Dinamarca (aunque posteriormente hubo otras nacionalidades involucradas) cuyas incursiones y posteriores asentamientos impactaron significativamente en las culturas de Europa y se hicieron sentir hasta las regiones mediterráneas c. 790 - c. 1100 d.C. Todos los vikingos eran escandinavos, pero no todos los escandinavos eran vikingos.

El término vikingo se aplicaba únicamente a los que se hacían a la mar con el fin de adquirir riquezas mediante incursiones en otras tierras, y la palabra fue utilizada principalmente por los escritores ingleses, no de forma inclusiva por otras culturas. La mayoría de los escandinavos no eran vikingos, y los que comerciaban con otras culturas eran conocidos como hombres del norte, nórdicos u otros términos que designaban su origen.

Eliminar publicidad

Advertisement

A partir del año 793 d.C. y durante los 300 años siguientes, los vikingos asaltaron las regiones costeras e interiores de Europa y llegaron a comerciar hasta el Imperio bizantino en el este, incluso sirvieron como guardia de élite de los varegos del emperador bizantino. Su influencia en las culturas con las que interactuaron fue sustancial en prácticamente todos los aspectos de la vida, sobre todo en las regiones de Escocia, Gran Bretaña, Francia e Irlanda. Fundaron Dublín, colonizaron Normandía (tierra de los nórdicos) en Francia, establecieron la zona del Danelaw en Gran Bretaña y se asentaron en numerosas comunidades por toda Escocia.

La cultura escandinava estaba realmente muy desarrollada y las incursiones vikingas en otras naciones solo eran un aspecto de la civilización.

Sus asentamientos en Islandia y Groenlandia extendieron la cultura escandinava por el Atlántico Norte y los situaron en una posición ideal para seguir explorando y colonizando. Los vikingos fueron los primeros europeos en visitar América del Norte y establecer comunidades. El sitio de L'Anse Aux Meadows, en Terranova, ha sido identificado como un asentamiento vikingo temprano, mientras que continúa el debate sobre otros sitios desde Maine hasta Rhode Island (e incluso más al sur) como prueba de la presencia de los primeros vikingos o, al menos, de sus visitas a Norteamérica.

Eliminar publicidad

Advertisement

Aunque la imagen popular es que los guerreros llevaban cascos con cuernos, esto no es correcto. Los cascos con cuernos habrían sido poco prácticos en la batalla y lo más probable es que solo los llevaran con fines ceremoniales. Además, aunque los vikingos eran grandes guerreros y su nombre en la actualidad es casi sinónimo de guerra, matanza y destrucción (una asociación fomentada por las representaciones populares en los medios de comunicación), en realidad la cultura escandinava estaba muy desarrollada y las incursiones vikingas en otras naciones eran solo un aspecto de la civilización.

Nombre

El origen de la palabra "vikingo" sigue siendo objeto de debate entre los estudiosos. El profesor Kenneth W. Harl representa la opinión tradicional de que vikingo "proviene del nórdico vik, que significa cala o pequeño fiordo, un lugar donde los piratas podían acechar y hacer presa de los barcos mercantes" (3). El filólogo Henry Sweet afirma que la palabra deriva del nórdico antiguo para "pirata" (Whitelock, 222). El profesor Peter Sawyer sostiene que la palabra debe proceder de la región de Viken, que flanqueaba el fiordo de Oslo, y escribe

¿Te gusta la historia?

¡Suscríbete a nuestro boletín electrónico semanal gratuito!

Este distrito era de gran valor, ya que allí los daneses podían obtener el hierro que se producía en Noruega. Si, como parece probable, la palabra vikingo se refería originalmente a los habitantes de Viken, podría explicar por qué los ingleses, y solo ellos, llamaban vikingos a los piratas escandinavos, pues Inglaterra era el objetivo natural de los hombres de Viken que elegían el exilio como asaltantes. (8)

Sawyer señala que otras culturas se referían a estas mismas personas con diferentes nombres, pero ninguna los llamaba vikingos. Los registros irlandeses los llamaban paganos o simplemente extranjeros, los franceses los llamaban Northmen, los eslavos los llamaban Rus (que dio nombre a Rusia), y los alemanes los conocían como Ashmen en referencia a su uso de la madera de fresno para sus barcos.

Viking Boat Figurehead
Cabeza de barco vikingo
Jamie McCaffrey (CC BY-NC-SA)

Los propios vikingos utilizaban la palabra para referirse a la actividad de incursiones armadas en otras tierras con fines de saqueo. La frase en nórdico antiguo fara i viking ("ir de expedición") tenía un significado claramente diferente al de emprender un viaje por mar con fines de comercio legítimo. Cuando uno decidía "ir de vikingo", anunciaba su intención de participar en el asalto a objetivos rentables en otras tierras.

Eliminar publicidad

Advertisement

Cultura

La cultura vikinga era escandinava, con una sociedad dividida en tres clases, los jarls (aristocracia), los karls (clase baja) y los thralls (esclavos). Los karls podían ascender, pero los thralls no. La esclavitud se practicaba ampliamente en toda Escandinavia y se considera uno de los principales motivos de las incursiones vikingas en otras tierras.

La esclavitud estaba muy extendida en toda Escandinavia y se considera uno de los principales motivos de las incursiones vikingas en otras tierras.

Las mujeres gozaban de mayor libertad en la cultura escandinava/vikinga que en muchas otras. Las mujeres podían heredar propiedades, elegir dónde y cómo vivir si no estaban casadas, representarse a sí mismas en casos legales y tener sus propios negocios (como cervecerías, tabernas, tiendas y granjas). Las mujeres eran las profetisas de la diosa Freyja o del dios Odín (no había líderes religiosos masculinos) e interpretaban los mensajes de los dioses para el pueblo.

Los matrimonios eran organizados por los hombres del clan, y una mujer no podía elegir a su propia pareja, pero tampoco un hombre. La vestimenta y las joyas de las mujeres eran similares a las de los hombres de su clase social, y ninguno de los dos sexos llevaba pendientes, que se consideraban afectaciones de razas inferiores. Las mujeres se encargaban de criar a los niños y de mantener la casa, pero tanto los hombres como las mujeres preparaban las comidas para la familia.

Eliminar publicidad

Advertisement

La mayoría de los escandinavos eran agricultores, pero también había herreros, armeros, cerveceros, comerciantes, tejedores, luthiers (los que fabricaban instrumentos de cuerda), tamborileros, poetas, músicos, artesanos, carpinteros, joyeros y muchas otras ocupaciones. Una importante fuente de ingresos era el comercio del ámbar, la resina fosilizada del pino, que tenían en abundancia. El ámbar llegaba con frecuencia a las costas de Escandinavia y se trabajaba en joyería o se vendía en forma semiprocesada, especialmente a los imperios romano y bizantino.

Los escandinavos disfrutaban del tiempo libre como cualquier otra cultura y practicaban deportes, juegos de mesa y organizaban festivales. Los deportes incluían los simulacros de combate, la lucha, el alpinismo, la natación, el lanzamiento de jabalina, la caza, un espectáculo conocido como lucha de caballos cuyos detalles no están claros, y un juego de campo conocido como Knattleik que era similar al hockey. Sus juegos de mesa incluían dados, juegos de estrategia similares al ajedrez y el propio ajedrez.

Lewis Chessmen
Lewis Chessmen
Jagoba Barron (CC BY-SA)

En contra de la imagen popular de los vikingos como sucios y salvajes, en realidad eran bastante refinados y prestaban mucha atención a la higiene y la apariencia. Una vez establecido el comercio con Oriente, los jarls vikingos solían llevar seda y joyas caras. Se trenzaban el pelo, se arreglaban bien y llevaban capas finas y joyas intrincadas en forma de collares y brazaletes.

Eliminar publicidad

Advertisement

La limpieza no solo era un signo de riqueza y estatus, sino que también tenía un significado religioso. Los vikingos se aseguraban de llevar siempre las uñas de las manos y de los pies cortas debido a su creencia en el Ragnarok, el crepúsculo de los dioses y el fin del mundo, en el que el barco Naglfar aparecería flotando sobre las aguas desatado por la gran serpiente Jormungand. El Naglfar se construía con los clavos de los muertos, por lo que todo aquel que muriera con los clavos sin reparar proporcionaba material para la construcción del barco y aceleraba el inevitable final.

Religión nórdica

El fin del mundo estaba predestinado, pero aún se podía luchar contra él. Los dioses nórdicos proporcionaban al pueblo el aliento de la vida, y luego dependía de cada individuo demostrar que era digno de ese don. Los dioses nórdicos llegaron a Escandinavia con las migraciones germánicas en algún momento del inicio de la Edad de Bronce (c. 2300 - c. 1200 a.C.). Eran dioses feroces que comprendían que su tiempo era limitado y vivían plenamente para aprovecharlo al máximo; y se animaba a sus seguidores a hacer lo mismo.

Las principales fuentes de las creencias religiosas nórdicas son la Edda Poética, fechada en tradiciones orales de los siglos IX y X, y la Edda en Prosa (c. 1220), una colección de relatos basados en historias más antiguas. En la historia nórdica de la creación, antes de que se creara el mundo solo había hielo y un gigante llamado Ymir que vivía gracias a la gran vaca Audhumla. Audhumla alimentaba a Ymir con la leche que salía continuamente de sus cuatro ubres y, al mismo tiempo, lamía el hielo para su propio sustento. Su lamido liberó al dios atrapado Buri, que tuvo un hijo, Borr.

Codex Regius of the Poetic Edda
Codex Regius del Edda Poético
Unknown (Public Domain)

Borr se casó con Bestla, hija de Bolthorn, el gigante de la escarcha, y ella dio a luz a los dioses Odín, Vili y Vé. Estos dioses se unieron, mataron a Ymir y utilizaron su cuerpo para crear el mundo. Los primeros seres humanos fueron Ask y Embla, que no tenían espíritu ni forma hasta que Odín les insufló vida, mientras que otros dioses les dieron razón y pasión.

El mundo creado por los dioses se entendía como un enorme árbol, conocido como Yggdrasil, e incluía nueve planos de existencia. Los más famosos son Midgard (hogar de los mortales), Asgard (hogar de los dioses) y Alfheim (hogar de los elfos) y otro reino, Niflheim, situado debajo de Midgard donde iban los que morían mal. Las mujeres heroicas, especialmente las que morían en el parto, iban a la Sala de Frigg en Asgard, donde pasaban la eternidad en compañía de la esposa de Odín, mientras que los hombres que morían heroicamente en la batalla iban a la sala de Odín en el Valhalla.

Todo el universo fue establecido sobre los principios del orden por Odín y los otros dioses después de haber derrotado a los gigantes de la escarcha. Los gigantes de la escarcha vivían en su propio reino, Jotunheim, pero eran una amenaza constante tanto para Asgard como para Midgard. En algún momento del futuro, llegaría un gran día de destrucción y se desataría el caos; este día era conocido como Ragnarök, el crepúsculo de los dioses.

Valhalla
Valhalla
Emil Doepler (Public Domain)

Cuando llegara el Ragnarök, el sol sería engullido por el lobo Skoll y la luna por su hermano Hati, sumiendo al mundo en la oscuridad mientras, al mismo tiempo, el gran lobo Fenrir arrasaría todos los planos de Yggdrasil. El dios Heimdall haría sonar su gran cuerno, llamando a los dioses a la batalla, y Odín convocaría a todos los héroes de los salones del Valhalla para unirse a los dioses en la defensa de la creación. Los dioses luchan valientemente pero, al final, caen en la batalla mientras todo el universo se consume en llamas y se hunde en las aguas primordiales. Aunque este es el fin del mundo, no es el fin de la existencia; una vez destruido este mundo actual, se crea uno nuevo que surge de las aguas y todo el ciclo se repite.

Los dioses nórdicos eran honrados a través de las acciones de las personas que creían en ellos. No se han encontrado pruebas de una jerarquía religiosa en Escandinavia antes de la llegada del cristianismo. Las mujeres tocadas por los dioses eran conocidas como Volva y podían escuchar las palabras divinas y traducirlas para los demás mortales. Aunque había algunos templos erigidos a los dioses, la mayor parte del culto parece haber tenido lugar en entornos naturales que tenían alguna conexión con una determinada deidad. Las historias de los dioses, la creación y el Ragnarök se transmitían oralmente y fue mucho después, en Islandia, que el historiador/poeta Snorri Sturluson (1179-1241) las escribió.

La construcción naval y las incursiones vikingas

La mitología nórdica influiría en la cultura vikinga y fomentaría sus incursiones porque la vida vikinga emulaba la de los dioses. Los valientes guerreros salían al extranjero para luchar contra fuerzas que consideraban caóticas y peligrosas. La creencia religiosa mediterránea y europea en un único dios y su hijo salvador que necesitaba sacerdotes, iglesias, monjas, libros y reglas para ser adorado habría parecido absurda y amenazante para los vikingos. No había nada en las enseñanzas cristianas que resonara con la ideología nórdica. Una vez que los escandinavos dominaron por completo la construcción de barcos y comenzaron a "volverse vikingos", no mostraron ninguna piedad con las comunidades cristianas que encontraron, pero los primeros colonos escandinavos en tierras extranjeras adoptaron con frecuencia la nueva fe.

Los grabados de Escandinavia, de entre el 4000 y el 2300 a.C., muestran que el pueblo ya sabía construir barcos en esa época. Estas pequeñas embarcaciones se impulsaban con remos, no tenían quilla y habrían hecho peligrosos los viajes de larga distancia; aun así, hay muchas pruebas de que se realizaban tales viajes. La construcción naval no se desarrolló más allá de esta etapa de pequeñas embarcaciones de transbordo hasta el año 300-200 a.C. y no se siguió desarrollando hasta las interacciones con los comerciantes romanos y los mercaderes celtas y germánicos que utilizaron la tecnología romana entre el año 200 y 400 a.C. El primer barco capaz de navegar por el mar con facilidad es el conocido como barco Nydam, de Dinamarca, construido hacia el 350-400 a.C., aunque este barco no tenía vela.

Nydam Ship
Barco Nydam
Erik Christensen (CC BY-SA)

Sin embargo, mucho antes del desarrollo de la quilla o la vela, varios comerciantes escandinavos establecieron comunidades permanentes en Europa y se asimilaron a la cultura cristiana, olvidando las historias de los dioses nórdicos y sus antiguas prácticas religiosas. El profesor Harl señala que hacia el año 625 d.C.,

Los parientes germánicos occidentales de los escandinavos se habían convertido al cristianismo y habían empezado a olvidar sus propias historias. Entre el 650 y el 700 d.C. surgieron nuevas culturas cristianas en Inglaterra, en el mundo franco y en Frisia, lo que llevó a una separación de caminos entre el corazón escandinavo y los nuevos estados del antiguo Imperio romano. (25)

Esta "separación de caminos" se debió en gran medida a las diferencias de comprensión y comportamiento religioso. El dios cristiano era supuestamente omnipotente, omnisciente y omnipresente, lo que suponía un importante alejamiento de los dioses nórdicos que, al igual que otras religiones paganas, tenían cada uno su propia área de conocimiento, sus propias vidas y preocupaciones, y cuyas acciones explicaban el mundo observable de una manera que el dios cristiano no lo hacía. Para los vikingos, el universo estaba lleno de dioses, espíritus y energías sobrenaturales que infundían un mundo desafiante de aventuras mientras que, para los cristianos, estaba gobernado por una sola deidad que presidía un mundo caído de pecado; esta diferencia en las visiones del mundo influyó en la forma en que los vikingos trataban a los cristianos que encontraban en sus incursiones.

Lindisfarne
Lindisfarne
Damian Entwistle (CC BY-NC-SA)

Habría sido considerado deshonroso para un guerrero nórdico matar a civiles desarmados y tomar sus posesiones, pero esto es precisamente lo que hicieron los vikingos entre c. 793 y 1100. Pudieron hacerlo porque los que saquearon no eran nórdicos, no estaban sujetos a las mismas creencias y, por tanto, no se les aplicaban las normas que mantenían la sociedad vikinga.

Cuando los vikingos llegaron por primera vez a Gran Bretaña y saquearon el priorato de Lindisfarne en el año 793, asesinaron a todos los monjes que encontraron y se llevaron todo lo que tenía valor; esto se habría considerado un crimen grave si los asesinados hubieran sido nórdicos, pero en esa situación los monjes eran simplemente obstáculos para la adquisición de riqueza y, además, estaba muy claro que el dios cristiano no tenía poder para defender a su pueblo si podían ser asesinados tan fácilmente dentro de los muros de su propio lugar de culto.

Expansión y legado

Las incursiones vikingas en las comunidades cristianas, como las de los hunos en el Imperio romano siglos antes, fueron interpretadas por los cristianos europeos como la ira de Dios sobre su pueblo por sus pecados. En Gran Bretaña, Alfredo el Grande (871-899 d.C.) instauró reformas educativas para mejorar a su pueblo y apaciguar a su Dios. También hizo del bautismo en la fe cristiana una estipulación de los tratados con los vikingos. Cuando Alfredo derrotó al ejército vikingo al mando de Guthrum en la batalla de Eddington, en el año 878, Guthrum y 30 de sus jefes tuvieron que someterse al bautismo y la conversión.

Carlomagno, en Francia (800-814 d.C.), siguió una línea mucho más activa al intentar cristianizar por la fuerza a los escandinavos mediante campañas militares que destruyeron lugares sagrados para las creencias nórdicas y establecieron el cristianismo como fe enemiga de un pueblo hostil. Los esfuerzos de Carlomagno han sido citados por varios historiadores como la principal motivación para el salvajismo de las incursiones vikingas, pero esta afirmación no tiene en cuenta las incursiones en Gran Bretaña e Irlanda entre el 793 y el 800. Sin embargo, no cabe duda de que las guerras santas evangélicas de Carlomagno no contribuyeron a fomentar la aceptación del cristianismo por parte de los escandinavos y solo provocaron animosidad y mayor división.

En los primeros años de la época vikinga en Europa, los asaltantes del mar comenzaron siendo poco más que piratas, pero acabarían llegando como grandes ejércitos bajo líderes militares carismáticos y hábiles, conquistarían grandes territorios, establecerían comunidades y finalmente se asimilarían con la población local.

La época vikinga es conocida por líderes nórdicos legendarios como Halfdan Ragnarsson (también conocido como Halfdane, c. 865-877 d.C.), su hermano Ivar el Deshuesado (c. 870 d.C.), Guthrum (c. 890 d.C.), Harold Bluetooth (c. 985 d.C.), su hijo Sven Forkbeard (986-1014 d.C.), Cnut el Grande (1016-1035 d.C.) y Harald Hardrada (1046-1066). Otros exploradores nórdicos notables de la época fueron Eric el Rojo (fallecido en 1003) y Leif Erikson (fallecido hacia 1020), que exploraron y colonizaron Groenlandia y Norteamérica.

Global Extent of Viking Exploration
Extensión global de la exploración vikinga
Simeon Netchev (CC BY-NC-SA)

Los vikingos nunca fueron derrotados en masa en una batalla y ningún enfrentamiento puso fin a la época vikinga. La fecha acordada por la mayoría de los estudiosos como el final de la época vikinga es el año 1066., cuando Harald Hardrada fue asesinado en la batalla de Stamford Bridge, pero las incursiones vikingas continuaron después de esta fecha. Fueron muchos los factores que contribuyeron al fin de la época vikinga, pero la cristianización de Escandinavia a lo largo de los siglos X y XI fue sin duda uno de los más importantes. La religión nórdica fue el último de los grandes sistemas de creencias paganas en caer en manos del cristianismo y, una vez que lo hizo, ya no había inspiración en la nueva fe para "ser vikingo".

Los vikingos influyeron en la cultura de todas las naciones con las que entraron en contacto y en todos los aspectos imaginables, desde la arquitectura hasta el lenguaje, desde las infraestructuras hasta la poesía y los nombres de lugares, desde las reformas militares hasta la alimentación y la vestimenta, y desde luego en los ámbitos de la guerra y la construcción naval. Los escritores medievales solían describir a los vikingos como bandas merodeadoras de paganos asesinos, pero a principios del siglo XX se los volvió a considerar como nobles salvajes, y así es como se les sigue representando en la actualidad. Sin embargo, los vikingos no eran ni lo uno ni lo otro; eran una clase guerrera culta y sofisticada que entendía, en función de sus creencias religiosas, que al asaltar otras tierras para obtener beneficios personales tenían todo que ganar y nada que perder.

Eliminar publicidad

Publicidad

Sobre el traductor

Agustina Cardozo
Agustina es traductora pública y vive en Uruguay. Tiene estudios avanzados de lingüística, le encantan la historia y las humanidades en general. Es la editora de español de la World History Encyclopedia.

Sobre el autor

Joshua J. Mark
Escritor independiente y antiguo profesor de filosofía a tiempo parcial en el Marist College de Nueva York, Joshua J. Mark ha vivido en Grecia y Alemania; también ha viajado por Egipto. Ha sido profesor universitario de historia, escritura, literatura y filosofía.

Cita este trabajo

Estilo APA

Mark, J. J. (2018, enero 29). Vikingos [Vikings]. (A. Cardozo, Traductor). World History Encyclopedia. Recuperado de https://www.worldhistory.org/trans/es/1-16741/vikingos/

Estilo Chicago

Mark, Joshua J.. "Vikingos." Traducido por Agustina Cardozo. World History Encyclopedia. Última modificación enero 29, 2018. https://www.worldhistory.org/trans/es/1-16741/vikingos/.

Estilo MLA

Mark, Joshua J.. "Vikingos." Traducido por Agustina Cardozo. World History Encyclopedia. World History Encyclopedia, 29 ene 2018. Web. 16 ago 2022.

Afiliación