Gobierno cartaginés

Definición

Mark Cartwright
por , traducido por Agustina Cardozo
Publicado el 15 junio 2016
X
translations icon
Disponible en otros idiomas: inglés
Carthaginian Government (by The Creative Assembly, Copyright)
Gobierno cartaginés
The Creative Assembly (Copyright)

El gobierno de Cartago se basaba en un sistema de funcionarios elegidos que rendían cuentas a una asamblea popular. A diferencia de su ciudad fundadora, Tiro, en Fenicia, Cartago no tenía una monarquía, sino que su política estaba dominada por una élite aristocrática compuesta por clanes que competían entre sí y que ocupaba todos los cargos políticos, judiciales y militares importantes. Al igual que en otras culturas antiguas contemporáneas, la participación en la vida política y en la asamblea popular de la ciudad se limitaba a los que poseían la ciudadanía, es decir, a los varones indígenas y libres. Aunque el sistema fue elogiado por figuras tan destacadas como Aristóteles, algunos de los mecanismos exactos del gobierno cartaginés han permanecido esquivos, situación que se ha vuelto más confusa debido a que los escritores griegos y romanos utilizan su propia terminología familiar para describir las instituciones políticas de Cartago.

Sufetes

El cargo más poderoso del gobierno cartaginés lo ocupaban conjuntamente dos magistrados elegidos anualmente, conocidos como sufetes (latinizado del púnico sptm o shophetim y traducido convencionalmente como "jueces"). Los sufetes habían sustituido al sistema inicial de monarquía en algún momento de principios del siglo VII a. e. c., por lo que su asociación con asuntos puramente judiciales puede haber ampliado también su alcance político a medida que el cargo evolucionaba. También es posible que solo hubiera un sufete durante el primer siglo del nuevo sistema. A partir del siglo V a. e. c., la elección de dos sufetes se convierte en norma, uno de los cuales dirigía las fuerzas armadas de Cartago cuando estaba en guerra y el otro dirigía el gobierno en casa. Las fuentes griegas y romanas indican que los sufetes actuaban en colaboración con el senado y se ocupaban también de los pleitos civiles. La riqueza y el origen familiar parecen haber sido los dos factores más importantes para ser considerado elegible para el cargo. El cargo de sufete continuó existiendo incluso cuando el norte de África se convirtió en una provincia romana y se registra al menos hasta el siglo II e. c.

Eliminar publicidad

Advertisement

Senado

Cartago, incluso bajo su primera forma de monarquía, tenía un senado compuesto por ciudadanos influyentes. Estos miembros eran conocidos como drm o los "grandes" y ocupaban el cargo de forma vitalicia. Se desconoce cómo se seleccionaban estos miembros del senado, pero es probable que fueran entre doscientos y trescientos. Se reunían en un edificio de la plaza del mercado de Cartago, pero a veces también en el templo de Eshmun, en la colina de Byrsa. Los sufetes consultaban al senado sobre la política del gobierno (militar, diplomática y financiera) y si las dos partes no estaban de acuerdo, se celebraba una votación decisiva en la asamblea popular de ciudadanos (véase más adelante). Además, si uno de los sufetes no estaba de acuerdo, entonces, de nuevo, se consultaba a la asamblea.

El gobierno de Cartago estaba dirigido por dos sufetes que presidían un senado y una asamblea de ciudadanos.

Sabemos que el senado decidía las declaraciones de guerra, el envío o no de ejércitos adicionales para apoyar a los generales en el campo de batalla, los castigos a los comandantes que fracasaban en sus objetivos y la aceptación de las condiciones de paz ofrecidas por el enemigo. El senado también envió representantes con el ejército de Aníbal en España e Italia y firmó el tratado de paz del comandante con Macedón en el 215 a. e. c. Sin embargo, también es cierto que los comandantes solían actuar con bastante independencia cuando hacían campaña por el Mediterráneo, lo que llevó al político ateniense Isócrates a afirmar que Cartago estaba "gobernada por una oligarquía en casa, por un rey en el campo" (Miles, 146).

Eliminar publicidad

Advertisement

Altos funcionarios

Algunos senadores eran seleccionados para comisiones especiales. Aristóteles las describe como formadas por 5 miembros (de ahí su nombre de "pentarquías") que actuaban como jueces en los tribunales de justicia, pero las inscripciones púnicas solo mencionan una comisión de 10 hombres responsable de los lugares religiosos y una comisión de 30 hombres que supervisaba los impuestos. Además, existía una tesorería estatal (mhsbm) dirigida por un único tesorero (rb) que, según una inscripción, imponía sanciones a los comerciantes que no pagaban los derechos de aduana. Otros funcionarios estatales importantes eran el jefe de los sacerdotes (rbkhnm) y el jefe del ejército (rb mhnt), este último muy a menudo también era un sufete en conflictos importantes.

Todos estos cargos eran elegidos, y todos parecen haber tenido un mandato limitado, con la excepción del general que servía mientras duraba la guerra. Estas limitaciones eran, sin duda, para evitar que los individuos se volvieran demasiado poderosos, pero no parece haber frenado la corrupción. El soborno (por votos, decisiones favorables y acceso a altos cargos) y la malversación de fondos eran un problema tan grave que la primera tarea de Aníbal al ser elegido sufete fue mejorar la corrupción endémica que estaba paralizando las finanzas del estado. La corrupción no se veía favorecida por la ausencia de un salario para los funcionarios del Estado, hecho que también significaba que dichos cargos solo estaban abiertos a aquellos que tenían una fuente de ingresos privados.

¿Te gusta la historia?

¡Suscríbete a nuestro boletín electrónico semanal gratuito!

A partir del siglo V a. e. c., una rama especial del senado, compuesta por 104 miembros, se reunía para evaluar el rendimiento militar de los comandantes al término de su campaña. Imaginamos que el número se deriva de 100 senadores más los dos sufetes, el tesorero y el jefe de los sacerdotes. La pertenencia al consejo de 104 senadores era vitalicia. Se encargaba de decidir el destino de los generales y almirantes que fracasaban en una campaña con castigos que iban desde las multas hasta la crucifixión.

The Western Mediterranean 264 BCE
El Mediterráneo occidental, 264 a. C.
Jon Platek (CC BY-SA)

Otro grupo importante de funcionarios eran los administradores seleccionados para gobernar las provincias controladas por Cartago. A las ciudades aliadas, como Utica y Cádiz, y a los territorios sometidos en el norte de África, se les permitía un alto grado de autonomía política, excepto en cuestiones militares y asuntos exteriores. A cambio de la protección de Cartago, debían pagar un tributo en dinero, armas y hombres para el servicio militar. Los funcionarios regionales se encargaban de supervisar esto y de recaudar impuestos adicionales como los derechos de aduana.

Eliminar publicidad

Advertisement

Todos los puestos políticos clave del gobierno cartaginés estaban dominados por una élite dirigente. Esta aristocracia se caracterizaba y estaba dominada por familias opuestas (mizreh), especialmente los bárdicos y los magónidas. No obstante, para los ciudadanos emprendedores, especialmente los comerciantes ricos, existía la posibilidad de entrar en esta aristocracia, ya que la riqueza era el factor primordial para triunfar en la política. Por otra parte, la élite tradicional estaba compuesta por aquellos que podían reclamar la descendencia de los padres fundadores de la colonia, y está claro que la genealogía era una consideración importante. Esto quizás explique la confusa repetición de nombres de generación en generación, que da lugar a cientos de Hannónes, Amílcares y Aníbales.

Hamilcar Barca
Amílcar Barca
Kordas (Public Domain)

Asamblea y ciudadanía

La asamblea popular de Cartago era conocida como 'm (pron. ham), que se traduce como "el pueblo". Se reunía en la plaza del mercado de la ciudad, y sus principales competencias eran la votación de los asuntos propuestos por los sufetes y el senado, y la elección de los funcionarios, incluidos los sufetes, el sacerdote principal y el tesorero, y los comandantes militares. No se conocen los requisitos para asistir a la asamblea, más allá de poseer la ciudadanía, ni el sistema de votación.

La ciudadanía estaba reservada a los varones de la ciudad de Cartago. Las mujeres, los esclavos y los extranjeros no podían disfrutar de la condición de ciudadano. Hay algunos indicadores en el registro histórico que indican que pudo haber un segundo nivel de ciudadanos compuesto por antiguos esclavos y artesanos extranjeros. Sin embargo, la existencia de dos niveles de ciudadanía sigue siendo objeto de debate entre los historiadores. Los ciudadanos se organizaban en asociaciones (mizrehim) o clubes familiares que se distinguían entre sí por su devoción a un dios concreto, por la profesión de sus miembros o, incluso, por haber luchado juntos en la batalla. Estos miembros se unían regularmente a través de banquetes compartidos.

Eliminar publicidad

Advertisement

Los ciudadanos de las ciudades aliadas del norte de África tenían un estatus similar o igual al de sus homólogos de Cartago en lo que respecta al derecho civil. No se conoce el estatus de los que vivían en los asentamientos más pequeños de las zonas bajo control cartaginés. El nivel de integración de los pueblos en el imperio cartaginés era bastante bajo, con la consecuencia de que en momentos de peligro, como las guerras púnicas con Roma, muchas ciudades desertaron al bando romano. Cartago explotó sus colonias, pero no hizo ningún esfuerzo real por fomentar el sentido de pertenencia en sus estados aliados y conquistados, lo que significó que cuando Cartago cayó, también cayó su imperio.

Eliminar publicidad

Publicidad

Sobre el traductor

Agustina Cardozo
Agustina es traductora pública y vive en Uruguay. Tiene estudios avanzados de lingüística, le encantan la historia y las humanidades en general. Es la editora de español de la World History Encyclopedia.

Sobre el autor

Mark Cartwright
Mark es un autor, investigador, historiador y editor a tiempo completo. Se interesa especialmente en arte, arquitectura, así como en descubrir las ideas compartidas por todas las civilizaciones. Tiene una maestría en filosofía política y es director de publicaciones en World History Encyclopedia.

Cita este trabajo

Estilo APA

Cartwright, M. (2016, junio 15). Gobierno cartaginés [Carthaginian Government]. (A. Cardozo, Traductor). World History Encyclopedia. Recuperado de https://www.worldhistory.org/trans/es/1-14832/gobierno-cartagines/

Estilo Chicago

Cartwright, Mark. "Gobierno cartaginés." Traducido por Agustina Cardozo. World History Encyclopedia. Última modificación junio 15, 2016. https://www.worldhistory.org/trans/es/1-14832/gobierno-cartagines/.

Estilo MLA

Cartwright, Mark. "Gobierno cartaginés." Traducido por Agustina Cardozo. World History Encyclopedia. World History Encyclopedia, 15 jun 2016. Web. 01 dic 2022.

Afiliación